Últimes Notícies

El bany en paratges públics, com el Racó de Sant Bonaventura o El Molinar, està permés des d’aquest passat divendres....

Alcoi va donar la benvinguda a les festes de Nadal el passat dissabte i ho va fer amb l’encesa de...

Els populars ja s’han pronunciat sobre els resultats de l’informe de cerca de sòl empresarial a Alcoi que aquest dilluns...

L’esport torna a ser notícia a la nostra ciutat. Dijous passat vam conéixer, de mans d’Alberto Belda, regidor d’Esports, i...

Así afectará el mal tiempo a la campaña de la cereza

La adversa climatología que nos ha acompañado en la recta final del invierno y a principios de la primavera traerá consecuencias para la campaña de la cereza. Esta última, según aseguran desde la Cooperativa Agrícola de Planes, se verá mermada en un 50% debido a que las lluvias han sido constantes en el periodo de floración de los árboles que se da siempre a finales del mes de marzo.

Desde la mencionada Cooperativa de Planes afirman que las precipitaciones tan seguidas han impedido que el fruto pueda comenzar a formarse, una situación que se ha agravado a causa del frío así como las bajas temperaturas de principios de abril. Asimismo desde el Consejo Regulador Cerezas de La Montaña cifran en un 50% la merma de la cosecha viendo como está la situación a día de hoy. El Presidente de esta institución, Hilari Calabuig, afirma que los productores de la zona de La Montaña volverán a enfrentarse a unas pérdidas económicas que se suman a las que ya dejaron las últimas dos campañas a causa también del mal tiempo:

 

No solo las cerezas se están viendo afectadas por este mal tiempo. La bajada del mercurio  ha dejado devastadoras consecuencias en el cultivo de la almendra y ya son muchos los agricultores que estos días mostraban por las redes sociales como  «se han quemado» los brotes o las almendras que ya habían salido. Calabuig insiste en que también los olivos padecen ya la situación derivada de la humedad:

 

Los problemas causados por la adversa climatología provocan que los agricultores estén ya en una situación insostenible. A la falta de ingresos por una nueva mala campaña, en el caso de la cereza, se le suman los costes de tener que mantener los campos en buen estado y los cuales se han incrementado con la subida de precios de los abonos, los carburantes o algunas materias primas.

La Campaña de la Cereza arranca con una previsión de tres millones de kilos

La campaña de la cereza ha arrancado ya en las comarcas del Comtat y de l’Alcoià y lo hace con una previsión de tres millones de kilos. La recogida del fruto, a diferencia de años anteriores, se ha retrasado este año desde finales de abril a principios del mes de mayo debido a las condiciones climatológicas y esto provocará que la temporada finalice sobrepasada ya la primera mitad del mes de junio.

El Presidente del Consejo Regulador de las Cerezas de la Montaña, Hilari Calabuig, ha explicado este lunes en el espacio La Mañana de COPE ALCOY que la campaña de este año se presenta un tanto irregular en nuestra zona «hay puntos con más cerezas que otros a causa de las heladas que se produjeron en marzo por San José y que afectaron a los árboles en el momento en el que estaban en plena floración«, indica. Además Calabuig ha asegurado que se prevén mayores ingresos en comparación al año pasado «siempre estamos condicionados por el tiempo pero si se mantiene todo como hasta ahora podremos hablar de mejores resultados que el año pasado. En 2017 la cosecha fue un 40% inferior a lo que pensábamos en un principio a causa de la lluvia de principio de temporada y el fuerte calor que apareció hacia el final de la recolección. Esto generó pérdidas económicas importantes«, destacó.

Por último Calabuig hizo referencia a los puestos de trabajo que se crean en la campaña de recolección de la cereza y habló de las medidas de seguridad que los productores exigen para evitar robos en los campos «se ha perfilado como en los últimos años un plan especial de seguridad para garantizar que todo transcurre con normalidad y para dar la máxima tranquilidad a nuestros agricultores«, aseveró el Presidente del Consejo Regulador de las Cerezas de la Montaña.

La Diputación reforzará la promoción de las cerezas de La Montaña

El diputado de Fomento, Sebastián Cañadas, y el presidente del Consejo Regulador de la Indicación Geográfica Protegida Cerezas montaña de Alicante, Hilario Calabuig, han suscrito un convenio para reforzar las actuaciones de promoción, comercialización y certificación de este producto agrícola.

El acuerdo, según la información facilitada, contempla una dotación de 7.500 euros, con los que se fomentará la defensa de la calidad de las cerezas en los mercados nacionales e internacionales. Sebastián Cañadas manifestaba que la firma supone la renovación del convenio que se suscribe todos los años, y cuya inversión se destina en esta ocasión «a propiciar los controles de calidad y certificaciones de la cereza, así como a difundir el sector».

El consejo regulador de la cereza tiene previsto, dentro de las acciones programadas para el presente ejercicio, llevar a cabo actividades para fomentar el conocimiento y consumo de este fruto, con el objetivo de propiciar su permanencia y al mismo tiempo relanzar el sector, dada la importancia socioeconómica del mismo en los municipios de la zona de La Montaña de Alicante

 

La sequía reduce la campaña de la cereza

Los productores de cereza del Comtat y de l´Alcoià esperan alcanzar el millón de kilos en la campaña de este año según aseguran desde el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Cereza de La Montaña. Su presidente, Hilari Calabuig, explicaba en Cope Alcoy que la recolección de esta temporada está siendo irregular en la zona debido a las condiciones meteorológicas «la sequía y las altas temperaturas del invierno afectaron al árbol y después el frío de las primeras semanas de primavera influyó notablemente en el fruto en su proceso de maduración», indica. Con todo apunta que en el conjunto del interior de la provincia de Alicante se puede alcanzar una cosecha total que oscilaría entre los tres y los cuatro millones de kilos, lo que representa una merma de la mitad que se une a los registros del año pasado cuando la cosecha también quedó reducida al 70% por el calor y la sequía.

Desde el Consejo Regulador aseguran también que este descenso de la producción dispara los precios en los mercados. En este sentido Calabuig indica que la cotización «ha subido con respecto al año pasado entre un 40% y un 50% y a los productores se les paga una media de tres euros el kilo, algo que no llega a compensar el complicado inicio de campaña que hemos tenido». De igual forma confía en que la segunda fase de la misma vaya a mejor «para poder así exportar a Europa principalmente y conseguir unos precios mejores que los que se pagan en el mercado nacional», afirma.

Recordar también que la Guardia Civil ha reforzado la seguridad en esta campaña de la cereza con 150 agentes que patrullarán los campos e incrementarán los controles en carreteras para evitar robos. Por otra parte habrá inspecciones en los almacenes y mercados.

 

 

 

 

La campaña de la cereza acaba con menos cosecha y facturación

La campaña de la cereza ha cerrado con una reducción de la cosecha del 70% en toda la provincia de Alicante según la información facilitada por el Consejo Regulador Montaña de Alicante. Desde el organismo también apuntan que la facturación ha sufrido una caída de 11 millones de euros en esta temporada y apuntan como factores de esta situación a la sequía, que fue tan prolongada durante el pasado año, así como a la falta de cuajado de la floración y el fuerte calor de la primera quincena del mes de mayo.

En lo que a la comarca del Comtat se refiere las cifras no han variado mucho y desde la Cooperativa Agrícola de Planes señalan que los datos relativos a la recolección son similares a las del resto de la provincia «la sequía nos ha perjudicado mucho y la falta de riego por goteo también y eso ha provocado esa bajada de la producción», ha explicado en Cope Alcoy, Hilari Calabuig, Presidente de la citada Cooperativa y también máximo responsable del Consejo Regulador desde hace unos meses. Calabuig ha insistido también en que los productores se han esforzado para conseguir obtener el máximo rendimiento a pesar de la situación «el agricultor ha tratado de recoger la máxima cantidad de kilos para poder incrementar las ventas y así paliar la situación aunque muchos han mitigado los efectos gracias a los seguros que cubren la falta de producción», indica.

Finalmente desde el Consejo han señalado que los precios han conseguido mantenerse pese a los malos resultados e indica que la cosecha ha oscilado alrededor de los siete millones de kilos, muy por debajo de los 8 millones que se obtuvieron el año pasado y que supusieron unos ingresos de veinte millones de euros.

Los productores de Cereza auguran una reducción de la cosecha

La campaña de la Cereza verá reducida la cosecha en esta temporada debido a la sequía registrada durante gran parte del pasado año. Según las previsiones que manejan en estos momentos los productores en la provincia de Alicante se espera que se recolecten 800.000 kilos menos con respecto al año anterior lo que situaría la campaña en los siete millones de kilos si se cumplen estos pronósticos. En lo que se refiere a la comarca desde la Cooperativa Agrícola de Planes destacan que se espera una cosecha cercana a los 180.000 kilos en el Comtat y apuntan que la temperatura de las últimas semanas provocará una reducción de la producción entre el 40 y el 50%. Así lo explica el Presidente de la Cooperativa y también actual responsable del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Cereza de La Montaña, Hilari Calabuig, quien señala que al principio la floración del árbol era bastante óptima «parecía que la cosa iría un poco mejor pero al bajar las temperaturas durante los primeros días de abril se resintió y esto provocará que haya menos kilos», indica.  En este sentido Calabuig recuerda que el año pasado se registraron mejores resultados «fue una campaña muy positiva porque la ausencia de lluvias no produjo pérdidas pero si redujo el calibre de la fruta. A pesar de ello consiguió la provincia cerrar con una recolección cercana a los ocho millones de kilos generando una facturación de veinte millones de euros», explica.

Por último desde la Cooperativa de Planes y el Consejo Regulador apuntan que las condiciones climáticas retrasan el inicio de la campaña del 2015 y destacan que empezará el 5 de mayo y concluirá a mediados del próximo mes de junio.